La Semana Santa 2020 se perfilaba aburrida en Venezuela a falta de peregrinaciones, procesiones y reuniones familiares. Pero la aparición de un halo solar el Domingo de Ramos sorprendió a una población mayoritariamente católica que interpretó el fenómeno meteorológico como una señal divina.

Algunas iglesias doblaron sus campanas durante la misa del mediodía para celebrar la ocurrencia de este efecto óptico que ocurre cuando el cielo está muy despejado y se forma un aro radiante alrededor del sol. 

La explicación científica es que las únicas partículas de agua que hay en la atmósfera se encuentran muy arriba y se convierten en cristales de hielo. La luz del sol pasa por estos cristales y forma un halo de la misma manera que se forman un arcoíris, pero se ve en forma circular rodeando al astro.

El Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología de Venezuela informó que el fenómeno óptico-atmosférico comenzó alrededor de las 11h del domingo 5 de abril

Leer la nota completa en Yahoo Noticias.